¿Cómo elegir la densidad de la espuma del sofá?

Cuando estamos en búsqueda para comprar un sofá, en lo primero que solemos pensar es en el tipo de sofá (chaise longue, sofá cama, etc.), en sus plazas y en su diseño, pero no tanto en un elemento imprescindible que hará que este sea más o menos cómodo: la densidad de la espuma del sofá.

Este es un factor importantísimo, ya que de él dependerá que quieras quedarte horas y horas viendo Netflix (hasta que la plataforma te pregunte si aún sigues ahí) o que quieras salir huyendo. Y es que en cuanto a comodidad y durabilidad del mueble, la densidad de la espuma del sofá es esencial.

Tipos de densidad de espuma para sofá

Llegados a este punto, imaginamos que te estarás preguntando cuál es la mejor densidad para un sofá. Para ello, hay que tener en cuentas los kilogramos y el material del que está compuesto la espuma. Después de eso, ya depende de las necesidades de cada persona. Pero lo que sí hay que tener en cuenta es que las espumas que tienen poca densidad acaban deformándose con los años y, además, si esta es de un material de poca calidad, el deterioro llega aún antes. En este contexto, lo más común es utilizar espuma de poliuretano porque ofrece muchas prestaciones y ventajas.

Pero este material (también llamado goma espuma) tiene diferentes densidades. Por eso, vamos a enseñarte los tipos de densidad de goma espuma para sofá que existen.

  • Espuma de densidad de 20 kg: esta densidad de espuma para sofá es de baja calidad. Se utiliza sobre todo en los respaldos, ya que, al ser tan fina, no aguanta tanto como otras el peso al sentarnos. Ofrece una firmeza dura y suave.
  • Espuma de densidad de 30 kg: su densidad es media. Debemos recordar que la densidad de la espuma para sofá se evalúa por su resiliencia. Es decir, por su flexibilidad, resistencia y amortiguación. La espuma 30kg normal es la mas utilizada en el mundo de los sofás. Existen diferentes modalidades: Normal, Suave y Dura.
  • Espuma de densidad de 35 kg Suave: esta es otra de las opciones más utilizadas, ya que da un salto considerable en cuanto a calidad y resiliencia. Se utiliza en los sofás convencionales y de mucho uso. Es la mejor calidad precio del mercado siendo una sentada firme y con un rebote impresionante.
  • Espuma de densidad de 55 kg: esta es la opción estrella y la que da forma a los sofás de gran calidad, ya que se trata de una espuma de alta densidad para sofás. Y es que no hay que confundir mayor densidad con mayor dureza. Al contrario, esta densidad de espuma puede ser muy suave.

Como ves, existen diferentes tipos de espuma para sofás. La elección dependerá del uso qeu le juramos dar y de nuestras necesidades.

Espuma para sofá personalizada en diferentes modelos

En Sofás Valencia tu comodidad es nuestra satisfacción. Por eso, contamos con productos de calidad que cumplen con las expectativas de nuestros clientes y cubren sus necesidades a la perfección. Porque no tienes por qué saber de todo y mucho menos de la densidad de los asientos de tu sofá. Para eso estamos nosotros: para acompañarte, asesorarte y encontrar las mejores soluciones. Además, en nuestra tienda contamos con sillones probadores para que sepas cómo elegir la densidad de espuma para sofá que mejor se adapte a ti e incluso podemos personalizar los modelos de sofá que más te gusten añadiéndole la densidad de la espuma que desees.

Todo ventajas, ¿verdad?

Qué dices, ¿vienes a crear tu nuevo, cómodo y duradero sofá?

Summary
Description
Un elemento imprescindible que hará que este sea más o menos cómodo: la densidad de la espuma del sofá. ¡Elige bien!
Nuestra puntuación

Encuentra tu sofá

Abrir chat
Escanea el código
Hola! Soy Álvaro, ¿en qué puedo ayudarte? Resolvemos tus dudas por WhatsApp.